MUJERES QUE SIGUEN HACIENDO HISTORIA

Image

Hoy, día en que conmemoramos la Batalla de Boyacá y seguimos hablando de la Independencia de nuestro País, queremos conmemorar a las mujeres que brindaron un grano de arena y lucharon por sus compatriotas.

El papel de la mujer fue silencioso, pero lleno de importancia para lograr el grito de independencia. Entre ellas se encontraban espías, mensajeras, acompañantes, amantes, proveedoras de alimentos, costureras e incluso combatientes.

Por eso hoy queremos destacar el papel de tres de ellas. Empezaremos con Simona Amaya, quien tomó la decisión de camuflarse en el Ejército Libertador y luchar en la Batalla del Pantano a pesar de que en esa época para las mujeres estaba prohibido combatir.

Con el pelo corto, pantalones, sombrero y una lanza ingresó al combate, después de la batalla y al recoger los muertos de esta contienda, encontraron a Simona Amaya baleada en su pecho, solo hasta ese momento descubrieron su identidad y la catalogaron como una de las heroínas de la independencia.
Por otro lado, está la historia de Matilde Anaray, una mujer de 13 años que a su corta edad vio la necesidad de ayudar a aquellos que se enlistaron en la batalla y llegaban mal heridos o enfermos. El municipio de Pisba fue testigo de estos hechos ya que a la iglesia del pueblo llegaron los hombres del Ejército Libertador sin ropa y en malas condiciones de salud.

Tomás Romero, quien era el cura de la época, fue quien llamó a la comunidad a brindarles ayuda a estos soldados y, Matilde Anaray, fue la primera en darles su mano y quitarse la ropa para cubrir a sus compatriotas. Esta acción permitió que el Ejército Liberador continuara su camino y cumpliera la meta de la Independencia para nuestro país.

Por otro lado, a estos reconocimientos se suma Juana Velasco de Gallo, una mujer nacida en Toca y que pertenecía a una clase favorecida de la época. Juana, fue reconocida como una de las heroínas boyacenses más reconocidas en el proceso de la Independencia ya que, a parte de brindarle al Ejército Libertador las prendas de los uniformes, también, prefirió entregar a sus hijos en batalla que a sus sirvientes. También, entregó su caballo favorito ‘El Muchacho’ a Simón Bolívar y en él fue que durante la batalla se logró el grito de independencia.

Esta vez, quisimos destacar el papel de las mujeres, ya que silenciosamente aportaron importantes hechos que ayudaron al Ejército Libertador a lograr el grito de independencia. En parte, gracias a ellas hoy celebramos 201 años de libertad.

Hoy en pleno siglo XXI, hemos sido testigo de liderazgos emergentes que han marcado una apuesta política sin precedentes en el planeta. La lucha ya no se da a través de la fuerza, sino de la voz colmada de argumentos para trabajar de la mano de la ciudadanía por una mejor nación. Ejemplo de ello, es el triunfo de Claudia López, elegida por voto popular como la primera mujer alcaldesa de la Capital de Colombia, ocupando el segundo cargo más importante en el país.

Con decoro, resaltamos el trabajo de nuestras mujeres en cada región, gracias a su trabajo político y reconocimiento entre sus comunidades. Hemos logrado obtener una representación considerable de escaños políticos en corporaciones como Gobernación, Asamblea, Alcaldías, Consejos y Juntas Administradoras Locales en los departamentos y municipios del país.
Un reconocimiento a todas las mujeres, son pilar fundamental en la búsqueda de un país libre y con oportunidades, que cierre la brecha de desigualdad y violencia que por décadas han golpeado a Colombia.

Imprimir