Bancada de oposición pide misión internacional de verificación por violación a los Derechos Humanos durante el Paro Nacional

Image
Mediante una misiva enviada a la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michel Bachelet, 30 congresistas de oposición solicitan la verificación de las graves violaciones a los Derechos Humanos en el marco del Paro Nacional que hoy cumple 6 días.
Desde que inició el Paro Nacional, convocado desde las centrales obreras y miles de organizaciones y ciudadanos, se han denunciado gravísimos hechos de violaciones a los Derechos Humanos, presuntamente por la fuerza pública.

Por esta razón, 30 Congresistas de oposición, incluyendo al senador Antonio Sanguino, de la Alianza Verde, prendió las alarmas a la violación de los DDHH en Colombia y pidió que se haga una verificación internacional, “El Gobierno colombiano no está cumpliendo con su deber de proteger los DDHH de sus habitantes. Agentes del Estado han disparado contra los ciudadanos en medio del #ParoNacional. Congresistas de oposición solicitamos su verificación, Alta Comisionada, Michel Bachelet”

Los congresistas afirman que “El paro nacional constituye un ejercicio legítimo de los derechos de reunión y libre expresión que ha congregado a miles de ciudadanos a lo largo y ancho del país” a lo cual el Gobierno Nacional ha respondido con estigmatización, represión y uso desproporcionado de la fuerza en diferentes ciudades y zonas rurales del país como Cali, Palmira, Bogotá, Ibagué, Popayán, Pereira y Pasto.

En la misiva señalan que, según el último informe de la Campaña «Defender la Libertad un Asunto de Todos”, desde el 28 de abril hasta el 2 de mayo se habían reportado:

  • 21 víctimas de violencia homicida por parte de la autoridad policial.
  • 208 víctimas de violencia física por parte de la autoridad policial.
  • 18 personas con mutilaciones por lesiones oculares.
  • 10 casos de violencia sexual y violencias basadas en género.
  • 503 detenciones arbitrarias en contra de los manifestantes.
  • 42 agresiones intencionales a defensores de derechos humanos o reporteros independientes que denunciaban o trataban de poner fin a las violaciones de DDHH.
A estas cifras de tan solo 4 días, se le suma la creciente cifra de asesinato selectivo de líderes sociales y excombatientes que catalogan como un “baño de sangre”.

Finalmente, los y las congresistas insisten en que “Nuestro país requiere de garantías para la participación democrática, la protesta pacífica y verificación urgente de las actuaciones de las autoridades de policía y las medidas que se han adoptado para proteger y garantizar los derechos humanos de los manifestantes. Por estos motivos, se torna de gran importancia una visita de su parte con el objetivo de examinar en detalle las transgresiones a derechos humanos reportados durante estos días de manifestaciones pacíficas, hacer recomendaciones y realizar acciones de seguimiento”.

Imprimir