Diego Cancino continúa su trabajo de denuncia contra el abuso policial

Image
En las últimas dos semanas la violencia y el abuso policial se han exacerbado no sólo en Bogotá sino en todo el país.
En menos de tres semanas se conocieron los casos de: Tunja (Boyacá) en donde policía arremete su pistola taser contra un joven reducido en el suelo (22 de julio); Medellín, policía dispara su pistola taser contra los genitales de una mujer (3 de agosto);  Medellín, policía asesina a un joven de un tiro en medio de un procedimiento de tránsito (6 de agosto);  Madrid (Cundinamarca), patean a un hombre en el piso (7 agosto); Bucaramanga (Santander), ESMAD dispara a la cabeza de jóvenes (7 agosto). 
 
Cada día se conoce un nuevo caso de abuso, violencia y corrupción al interior de la Policía. Casos que van desde el exceso en el uso de la fuerza en escenarios de protesta y otros, hasta extorsiones contra comerciantes, e incluso se han presentado casos de homicidios, violencia sexual, tortura y desaparición forzada.
 
Según informe de la alianza Indepaz-Temblores (junio, 2021) durante los dos meses del Paro Nacional, comprendidos entre el 28 de abril y el 28 de junio del presente año se registraron 75 asesinatos, de los cuales 44 son de presunta autoría de la Policía Nacional, 83 víctimas de violencia ocular, 1832 detenciones arbitrarias, 1468 casos de violencias física y 28 víctimas de violencia sexual. La ciudad donde se registró el mayor número de asesinatos fue Cali: 43personas asesinadas, seguida de Yumbo: 6, Tuluá y Bogotá, ambas con 5 asesinatos. Por otro lado, Bogotá fue la ciudad que registró el mayor número de casos de violencia ocular con 42 casos documentados.
 
Ciudadanía avanza en reforma policial
 
Ante semejante situación de violación de derechos humanos y corrupción al interior de la entidad;  víctimas, sobrevivientes, jóvenes, estudiantes, maestr@s, líderes, académicos, organizaciones sociales y  ciudadanía organizada, vienen promoviendo desde enero (29) de este año, un proyecto de ley construido a muchas manos para que de una vez por todas la reforma a la policía sea una realidad y cesen los abusos y violencias que muchos de sus miembros cometen a diario en particular contra jóvenes y estudiantes.  
 
Entre los cambios que busca esta iniciativa, que promueven unas 80 personas entre ciudadanos y organizaciones en las redes sociales y en las calles, están: (I) Por una Policía digna y que dignifique. Con condiciones decentes y formada en habilidades que atiendan necesidades de la ciudadanía. (II) Por una Policía transparente, cercana a la ciudadanía y no represiva. (III) Por una Policía que respete los DD.HH de las mujeres y comunidades diversas. (IV) No más impunidad: las violaciones a los DD.HH no deben ser juzgadas por la justicia militar. (V) Desmonte del ESMAD y la creación colectiva de una división antimotines que respete el derecho a la protesta y garantice derechos humanos.
 
El proyecto de ley que va en su tercer borrador está disponible para que cualquier ciudadano pueda aportar elementos y sugerir cambios a manera de wikiley.  Así mismo desde julio se promueve una firmatón para respaldar la propuesta que se presentará en el Congreso en septiembre próximo y que se acerca a las 70 mil firmas.
 

Imprimir